Iremos, poco a poco, abriendo surcos para sembrar más preguntas, para que la educación, la cultura y las bibliotecas, como dice Galeano, “nos pique donde sí rasca”, y no sólo a las comunidades, también a los bibliotecarios, a los bibliotecólogos, a la academia, a la institucionalidad.»

Bibliotecas A La Calle
Bibliotecas A La Calle. Equipo Base Medellín

El 28 de agosto, nos juntamos, una vez más, para vernos a los ojos y recordar que esos mismos ojos hace un año veían diferente, que en un poco más de 365 días hemos contado con la fortuna de ver otros lugares, de sentirnos cerca y sobre todo de disponernos al desaprender para caminar. Cuando pensábamos en un año de vida, tan solo uno chiquito y sabiéndonos un actor más en este intrincado entramado pensamos en el rito, en un ritualito como lo dice Marta Gómez 

Musiquita que se me sale del alma a mí
Con palabras que alguien me dicta desde otra voz
Ritualitos que tiene uno para vivir
Para seguir cantando bajo este sol
Y cuando menos pienso las razones
Brotan como verdades iluminándome el corazón”

dav

Un ritualito para recordar porque nos juntamos, por qué insistimos y por qué no desistimos y tiramos la toalla ante un mundo “obtuso, patas arriba” y caótico, deshumanizado y amenazante con la colectividad, con la diferencia, con aquello que va caminando y creando incomodidad en lo público.  Decidimos entonces juntarnos, vernos y conversar por que el accionar de Bibliotecas A La Calle que tan solo tiene un poco más de un año ha sido público, y ha estado situado allí. Decidimos encontrarnos para agradecer, a todas y todos, por las ganas, los mensajes sin responder, los alientos, las sonrisas cómplices, las vacas, el apoyo, las confrontaciones y sobre todo por la vida y por la posibilidad que hemos visto en lo colectivo. 

Celebrar la vida

Y como la mejor forma de celebrar es con las amigas y amigos, pensamos en conversar un poco lo que para ellas y ellos es lo colectivo y para ello invitamos a La Tere Castro, Julián Restrepo y Mary Luz…. y además escribimos entre todas y todos nuestro Manifiesto Conmemorativo, el cual les invitamos a leer y a celebrar la vida, la juntanza, el poder del encuentro y de la palabra con música, con los amigos de Chalupa, mientras seguiremos andando, sopesando  las dificultades que debemos afrontar, porque sabemos que nuestra utopía, es la esperanza que camina. 

Share This